30/10/09

2 comentarios

¿ESTA LA POLITICA HERIDA DE MUERTE?

Es una pena las noticias que nos desayunamos a diario.
Yo siempre he sido un defensor de toda persona que se dedica a la política.

¿Qué es un político o política?

La definición podría ser: una persona que decide dedicar parte de su tiempo al servicio de la sociedad sin esperar apenas nada a cambio.

Seguramente conocereis personas de vuestro entorno, de vuestro barrio, etc... que se dedica a la política local, o que representa alguna asociación, etc. y que como he dicho dedica de forma desinteresada parte de su tiempo libre e incluso más, por mejorar su asociación, su barrio, su pueblo...

Por el contrario están muchos indeseables, que cuando llegan a tener cierto poder, por sus cargos, deciden aprovecharse de forma personal y "adueñarse de lo ajeno".

Cada días son más los que aparecen de este tipo, nuevas tramas, nuevos sobornos, concejales de urbanismo forrados hasta las orejas...

Entonces, que piensan las personas de a pie, que todos son iguales, que todos son unos ladrones, que todos están hay para beneficio propio.

Y como dice el título de la entrada, con todo esto, la política está en la actualidad herida de muerte, ya que esto acabara porque nadie creera en los políticos, y una dedicación tan noble como es la política, está más por los suelos que nunca.

Esperemos que poco a poco la justicia ponga a cada uno en su lugar y los que vayan llegando nuevos, vengan con otras intenciones más nobles.

2 comentarios:

Manuel de la Rosa -tuccitano- dijo...

la pena de este pais - que es el que conozco - es la de generalizar: el todo por la parte...Lo que vende es eso la corrupción y lo sensacional... pero nunca salen noticias sobre este cocejal que se deja el pellejo por su ciudadanos...es que eso no da carnaza...

De todas formas habría que dar escarmientos ejemplares en los que meten la mano en las bolsas ajenas...saludos

Orejonkz dijo...

Efectivamente Manuel, los telediarios quieren noticias morbosas, sin importar que sean relevantes o no, eso es secundario.

Esperemos que los chorizos vayan callendo.